¿Sabías que puedes combatir las manchas antes de que aparezcan?

Si miras tu piel bajo luz UV descubrirás manchas que no se ven con luz normal. Éstas acabarán siendo visibles, por eso es importante tratarlas aunque todavía no las veas.

La exposición solar, especialmente los rayos UV, favorecen la aparición de manchas en la piel. Es por ello que es muy importante protegerla frente a factores externos como el sol que incrementa la producción de melanina, el pigmento responsable de proporcionar el color natural a nuestra piel, cabello y ojos. Además con la edad, la producción de melanina se vuelve irregular y su distribución en la piel no es uniforme, provocando hiperpigmentaciones. El resultado es una piel apagada, de tono desigual y con manchas oscuras e imperfecciones.

¿La solución? Usar productos con ingredientes activos que controlan la producción de melanina para reducir las manchas existentes, y que además contribuyan a la regeneración interna de la piel para evitar la aparición de manchas futuras

MÁS CONSEJOS PARA PROTEGER TU PIEL DEL SOL

  • 1
    Recuerda la importancia de cuidar tu piel y protejerla de los excesos para que luzca radiante y uniforme por más tiempo.
  • 2
    Evita la exposición al sol en las horas de mayor riesgo (de 12h a 16h)
  • 3
    Utiliza diariamente productos con factor de protección solar FPS
  • 4
    Incorpora una crema anti-edad en tu ritual de belleza diario para combatir los signos del envejecimineto cutáneo acelerado
  • 5
    Usa ropa que proteja tu piel cuando estés al aire libre